lunes, 21 de junio de 2010

- VERANO 2010

Faro de Matalascañas / Playa de Castilla / Almonte / Huelva / Julio de 2007 ...

Castilla tiene castillos, ....
pero no tiene una mar. ....
pero sí una estepa grande, ....
mi amor, donde guerrear. ....

Mi pueblo tiene castillos, ....
pero además una mar, ....
un mar de añil y grande, ....
mi amor, donde guerrear. ....

La amante / Rafael Alberti ....


_____________________________________________________________________________

Suena: Quiet town / Valencia EP

....................
Josh Rouse / 2006.................................................................. .Inicio
.

4 comentarios :

PACO HIDALGO dijo...

Como me alegra que me pongas, Jose, el faro de Matalascañas en esta entrada. En breve estaré alli y pasaré todo el verano. Es mi retiro espiritual tras un año de duro trabajo. Muy hermosa la poesía de Alberti. En Matalascañas no tengo ni ordenador ni internet, ni ningún artilugio electrónico, así que reiniciaremos los comentarios en septiembre. Que tengas un magnífico verano. Un abrazo.-

Jose dijo...

Si se puede, es lo suyo, Paco, desconectar del todo después de todo un año de entrega, claro que sí...

En fin, me alegra mucho que te haya gustado toparte en mi espacio con el benjamín de los faros onubenses, si no me equivoco. Matalascañas, por cierto, es un magnífico lugar para pasar el verano, aunque sea a ratos, también yo doy fe... De algún modo es como estar en Sevilla -que me perdone quien me tenga que perdonar- pero gozando de ciertas ventajas. Y es que ese entorno no tiene igual, no... A ver, eso sí, cómo te encuentras la playa y el paseo marítimo, porque este invierno ha sido tremendo...

Paco, que tengas un fantástico verano. Hasta la vuelta. Un abrazo

Buenas noches.

CarmenBéjar dijo...

Castilla tiene castillos y un mar dorado, de espigas y pan, que son las mesetas repletas de trigo, centeno, cebada y demás cereales. Prefiero pensar en los campos de Castilla como base de la subsistencia que como lugares de batalla. Aunque, la verdad, durante la Edad Media las fronteras iban y venían, las mesnadas recorrían esos altiplanos arriba y abajo, las gentes emigraban de un lugar a otro, buscando una tierra mejor en la que vivir.

Castilla, tierra de emigración, de pan llevar, de espigas doradas, de castillos, de palomares de adobe (como los de Segovia), de iglesias en pequeños pueblos que parecen catedrales, de horizonte infinito.

Un beso

Jose dijo...

Pues no puedo sino estar de acuerdo contigo, Carmen... En cualquier caso, la Castilla que describes, por cierto, de una forma tan hermosa, lleva más siglos respondiendo a ese retrato que al que se desprende del poema de Alberti, que también yerra, que me perdone allá donde esté, cuando priva a Castilla nada menos que de mar... La historia y, sin ir más lejos, mi humilde entrada, afirman todo lo contrario...

Que tengas una muy feliz velada, Carmen.

Besos

Buenas noches.

. . . . . Subir .